29
dic
07

Escritores asesinos

circuloescritores.jpg

Nahum Torres 

Los siete títulos de narrativa y nueve de poesía que hasta el momento ha publicado Candaya pequeña pero valiosa editorial barcelonesa que pretende especializarse en literatura hispanoamericana, llegan a México a través de un acuerdo de distribución con Colofón, firmado en el marco de la Feria de Monterrey. Entre los autores de Candaya, se encuentra al méxico-canadiense Pedro Serrano (1957), al ecuatoriano Mario Campaña (1959), al venezolano Ednodio Quintero (1947), o al poeta y físico gallego Agustín Fernández Mallo (1967),  cuya post-mo novela Nocilla Dream se convirtió en la revelación española en 2006, lo que le valió un jugoso contrato con un consorcio para publicar el resto de la trilogía: “Proyecto Nocilla”.         De sus más jóvenes autores, se halla al peruano Diego Trelles Paz (1977) con su debut como novelista: El círculo de los escritores asesinos (2005), epistolario meta-literario de índole confesional de cuatro embrionarios escritores limeños, sospechosos todos de la muerte de García Ordóñez, perro gordo de la crítica literaria local.Con la escenografía del barrio juvenil de fondo en el que pululan ciertos personajes sin expectativas de Hudson el redentor (y otros relatos edificantes sobre el fracaso) anterior publicación de relatos episódicos de su propia autoría (Lima: Caleta Libros, 2001), Trelles Paz se sirve de retazos de autobiografía, historia peruana (el fujimurismo como contexto), ficción de la vida cotidiana y un táctico cut-up poético para construir esta novela entretejida por el habitual cotilleo “culturoso”, en voz del poeta Ganivet, el desfachatado cronista narigón Larrita, “el Chato” –alter ego del autor y la cinéfila Casandra, forjadora del autonombrado “Círculo”, admiradores todos de Roberto Bolaño, Jorge Luis Borges y “el Gran” César Vallejo.Resalta el fino humor de Trelles que burla, por momentos, del romanticismo y visceralismo juvenil de estas cuatro cuasi frustradas plumas (frustradas porque agotan sus energías en su “lucha” contra la mafia cultural); así como también su actitud nabokovianamente provocadora para con el leyente.Es decir, Trelles recurre a la figura del narrador-comentarista, el editor Alejandro Sawa, para interconectar los largos manuscritos testimoniales de los miembros de la banda y así encontrar al ejecutor del crimen, mientras genera una polémica literaria con su imaginario lector.El círculo de los escritores asesinos es una ambiciosa fantasía literaria en la que fluye sangre, amor, denuncia artística, (joven) locura existencial y lecturas tantas, que hacen pensar en un versátil homenaje a un sinfín de autores: hispanoamericanos y de otras latitudes. 

* Diego Trelles Paz nació en Lima en 1977. Ha estudiado cine y periodismo en Perú y literatura hispanoamericana en Austin, Texas. Es autor de Hudson el redentor (y otros relatos edificantes sobre el fracaso) (2001). Ha participado en el libro de homenaje Roberto Bolaño. Una literatura infinita (2005) y en la antología de Andrés Neuman Pequeñas resistencias 4. Antología del nuevo cuento norteamericano y caribeño  (2005).    

About these ads

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: