Posts Tagged ‘Entrevista

08
Nov
08

Turismo y Cultura

Turismo y cultura

 

Méjico recibe anualmente en torno a 22.000.000 de turistas, de los cuales el 85%, son norteamericanos y canadienses. El turismo supone el segundo ingreso más importante, después del petróleo, unos quince mil millones de dólares.

 

Por: Fernando L. Rodríguez Jiménez

 

En artículo anterior hemos hablado de Termatalia, la Feria del Agua y de las termas, que viene celebrándose cada año en Orense (España) y de la representación de Méjico, en esta feria, el pasado año fue el Estado de Guadalajara y este año ha ido en representación del país, el Estado de Guanajuato, a cuyo frente se encontraba el Lic. Jorge A. Lerma Nava, con quien me cupo el placer de departir sobre diversos aspectos, plenos de interés, tanto a nivel nacional, como internacional.

 

El Subsecretario, tuvo intervenciones presentando al Estado de Guanajuato, nos explicaba que la política de Turismo mejicano se basó en “Sol y playa”, pero no es lo único que puede ofrecer tan hermoso e interesante país como es Méjico. No todos los turistas europeos están dispuestos a “cruzar el charco”, sólo para tomar sol y playa, ya que España, Italia, todo el Norte de África, Turquía y otros países de oriente lo ofrecen también a menor distancia y coste de viaje.

 

 Méjico, debe de cambiar el ‘chip’, hemos de ofrecer también turismo culto: arqueología, historia, etnología, paisajes, ecoturismo, senderismo, deportes alternativos, parapente, ala delta, observación de estrellas, etc., evidentemente termalismo, somos uno de los países con más lugares termales del mundo, especialmente el estado de Guanajuato” comenta Jorge A. Lerma.

 

¿Se prevé alguna actuación Hotelera especial?

 

 Tenemos magníficas haciendas, algunas abandonadas o medio abandonadas que pueden ser transformadas en Paradores, al estilo español, donde los españoles se van a encontrar en casa.

 

¿En los nuevos planes se tiene en cuenta la historia de Méjico?

 

No es que estemos en contra del turismo de sol y playa, pero podemos ofrecer otros aspectos más culturales e interesantes, que no se han potenciado adecuadamente y estamos dispuestos ha hacerlo. La empresa Philips nos está iluminando gratuitamente los monumentos más destacados de la región, ya lo ha hecho en ocho estados

 

¿Hay alguna propuesta concreta para el termalismo?

 

 Tenemos trescientas fuentes termales en todo el país, solamente en Guanajuato hay setenta y tres, todas ellas están dedicadas a parques temáticos y recreo, no como talasoterapia y salud. Mi viaje a España y a Termatalia está muy relacionado con tomar ejemplo de los centros tan bien equipados que hay en España y especialmente en Galicia, para poder cambiar el concepto y aplicar nuestras energías a la salud, con curas de agua. Hemos de crear balnearios para las personas dela tercera edad, que están poco cuidadas y es algo que podemos ofrecerles

 

¿Méjico tiene suficientes técnicos?

 

No. Méjico debe crear nuevas carreras relacionadas con la salud y el turismo. Se han de hacer campañas para prevenir enfermedades, como el estrés que padecemos la mayoría de los habitantes de las grandes ciudades.

Le he pedido colaboración al Presidente de la Cámara de Comercio de Orense y asesoría, para poder encauzar a los 55.000.000 de posibles turistas internos que tenemos en el país, se están moviendo continuamente a lo largo de toda la Nación, los cuales dejan unos sesenta mil millones de dólares, una gran cantidad de dinero. Tenemos un importante efectivo humano, potenciales clientes para esas instalaciones nuevas que deseo poder poner en marcha cuanto antes, para poderles proporcionar nuevos y atractivos servicios de talasoterapia, de salud y turismo culto

 

¿Tiene previsto algún plan para las diferentes etnias autóctonas?

 

Estamos en ello, soy consciente de las variadas culturas que enriquecen nuestro acervo y el de la humanidad, no se deben perder. Se han de potenciar para que gentes de otros lugares y países conozcan sus costumbres, gastronomía y tradiciones, todas tienen su propio y rico folklore, construcciones, historia y conocimientos poco divulgados, es una de mis prioridades. A eso me podéis ayudar, para divulgar sus poco conocidas culturas, casi mantenidas en secreto

 

¿Hay algo previsto de interés general?

 

 Si. Estamos preparando uno de los mayores eventos turísticos del Mundo, la EXPOBICENTENARIO, en una enorme área de cien hectáreas, en la cual esperamos haya unos 12.000.000 de visitantes. Como comprenderás es una enorme cantidad de gente que necesita ser tratada como se merecen y se han de cubrir todas sus necesidades: restaurantes, albergues, hoteles, bares, etc. Supone un enorme esfuerzo, pero será el evento más importante para Méjico y Guanajuato para el 2010.

 

Con esta plática nos hemos enterado de muchos aspectos importantes, tanto para el turismo como para los inversionistas, todos sus proyectos requieren de grandes movimientos de capital, que seguro encontrará eco, tanto en Méjico como fuera del país, lo que ofrece son valores tangibles y reales, valores que no pasan nunca: cultura, salud y naturaleza, con sus consiguientes necesidades en  infraestructuras turísticas adecuadas y no contaminantes, respetuosas con el medio ambiente y las poblaciones del entorno. La atracción de millones de personas a su interesante región producirá grandes movimientos de capital y atraerá a numerosos turistas nacionales y de todo el mundo.

 

Toda esta larga conversación la mantuvimos en comedores, entre cenas, a ratos y en un viaje que compartimos desde Orense a La Coruña, mientras los demás contemplaban el hermoso paisaje gallego, nosotros departíamos de asiento a asiento, tomando notas entre bache y bache, mientras el sol caía al ocaso entre nubes que presagiaban lluvia, hasta que la llegada al restaurante, donde habíamos de cenar.

 

Por lo que se ve Guanajuato tiene mucho que ofrecer, aunque para enterarme bien, haya tenido que viajar a Orense, a la verde Galicia, donde el encuentro gratificante con Jorge A. Lerma, a través de su palabra fluida y por unas horas, me ha permitido tener un nuevo amigo y trasladarme idealmente a esa hermosa tierra mejicana, que espero conocer pronto.

 

Anuncios
23
Feb
08

Alan Stark, la Danza desde El Renacimiento hasta el Barroco

Ana María Longi 

 Alan Stark nacido en Inglaterra, con 42 años de trabajo en México es investigador de la Danza Histórica desde 1970 y antes pasó muchos años recopilando danzas y bailes en España. Ha recibido numerosos reconocimientos a nivel nacional e internacional, entre ellos, Medalla y Diploma del Homenaje Una vida en la Danza de CENIDI-DANZA, INBA. Reconocimiento por 30 años de investigación en la historia de la Danza (SOMEC/Vitars), Reconocimiento por su contribución a la Danza en México de la Escuela Nacional Preparatoria y Medalla de Mérito y diploma II Forum Mundial de la Danza (CIAD Confederación Interamericana de Danza, entre muchos otros.Asimismo, mediante su trabajo, metodología, disciplina y entregado amor a la Danza, el Maestro Stark, ha colaborado intensamente a la cultura del país, pues su labor diaria como Maestro y distribuidor de lo que hasta la fecha se ha logrado reunir en todo el mundo sobre el infinito tema de la Danza desde El Renacimiento hasta el Barroco, convierte a México, en un país líder de temática cultural tan encumbrada. 

“Cuando llegué a México –observa el intelectual-,  hace 42 años, mi mayor interés en la investigación de la Danza fue de los cuatro diferentes aspectos de la Danza Española: Danza Regional, Danza Clásica, Escuela Bolera y Flamenco. “Pero siempre me preguntaban sus orígenes, agrega Alan Stark, y porqué había diferentes reminiscencias en el vestuario de distintas épocas históricas. Para ayudar a contestar mis preguntas, empecé a buscar libros sobre las Danzas de las Cortes Europeas y también busqué contactos con investigadores de la Danza Histórica”.  

Aseveró el entrevistado a UNOMÁSUNO, que con el tiempo, ha montado una colección de libros,  fotocopias de manuscritos y material sobre el vestuario de época. “Tuve la suerte en un curso en los Estados Unidos de conocer a cuatro de las investigadoras más importantes en esta materia. Una de ellas, por casualidad, la había conocido en Londres hace muchos años, a raíz de una presentación que mi esposa y yo dimos de una danza del Renacimiento que nos enseñó una de mis alumnas de Baile Español. Esta señora no estaba contenta con la investigación en Londres en ese momento y pensaba que nosotros podríamos presentar la danza correctamente bajo su tutela. A raíz de nuestra presentación la maestra Wendy Milton decidió formar un grupo de danza histórica en Londres y después en Nueva York siguió la investigación sobre todo de la Danza Barroca, y nos dio mucho gusto volver a encontrarnos en ese curso de Danza en los Estados Unidos”. 

Explicó que otra de las Maestras de ese curso, fue la Doctora Ingrid Brainard, quien fue la persona que más le ayudó “con material y con clases en las distintas ocasiones que me visitó en México. Ingrid fue la experta en las danzas de Francia e Italia del siglo XV hasta el XVII”. Gracias a estos contactos y el  siempre creciente colección de material, empezó, recuerda el historiador, la invitación del Instituto Nacional de Bellas Artes, de impartir clases para que los bailarines supieran de los antecedentes de la Danza que ellos actualmente estaban haciendo. De esa manera formó diferentes grupos que presentamos los resultados de mis investigaciones con vestuario de época y en muchas ocasiones con música en vivo, ya que había un creciente interés en la música de esas épocas. 

 “Conforme yo daba a conocer mi proyecto, recibía invitaciones a las escuelas reconocidas como CENIDI DANZA, ISSSTE Cultura, Escuela Superior de Música INBA, el Conservatoria Nacional de Música, Escuela Nacional de Música (UNAM), Academia de Danza Mexicana, Escuela Nacional de Danza “Nellie y Gloria Campobello”, Escuela Nacional de Danza Clásica y Contemporánea, Escuela Superior de Música y Danza de Monterrey, Escuela Estatal de Danza San Luis Potosí, Instituto Potosino de Bellas Artes, Escuela de Danza de Bellas Artes de Mérida, Escuela Nacional de Danza Folklórica, Colegio Nacional  de Danza Contemporánea Querétaro, Centro de Investigación Coreográfica, Facultad de Danza Universidad Veracruzana, Escuela Superior de Arte deYucatán.Además, he montado danzas para la Opera en Bellas Artes, tres obras dirigidas por Xavier Rojas, dos coreografías para el Ballet Folklórico de la BUAP y el Ballet Folklórico Mexicano y montajes para diferentes obras de teatro como Molliere, Sabina Berman, Monstruos y Prodigios de Jorge Kuri, Relaciones Peligrosas en Teatro de las Artes y recientemente la Opera Dido, Liliana…¡Ah! Y también Aeneas, dirigido por Lezcek Zawadka y Eduardo García Barrios.. 

¿Cómo resultaron sus experiencias profesionales de 2007 a la fecha? 

“Estuve invitado a participar en un Congreso en Buenos Aires e impartir un curso en la Facultad de Danza de la Universidad de Chile en 2007; pero mucho más atrás, es decir de 1979 a 2006, mi trabajo como conferenciante ha sido imparable, pues en una gran suma de instituciones públicas y privadas de toda la República, Estados Unidos y Canadá, he manejado temas tan especiales e importantes como los diferentes manuscritos que he investigado y últimamente me he concentrado más en la historia de la Danza en la Nueva España”. 

En cuanto a sus publicaciones, ¿en qué forma han sido aprovechadas para las nobles causas de la cultura dancística y de que manera éstas han trascendido al interés educativo de otros países? 

En 1991, se publicó un artículo mío para la Society of  Dance History Scholars; en 1994, un artículo de mi autoría sobre la Investigación de la Danza en México, se llevó al Congreso on Research in Dance CORD USA; en 1998, manejé un artículo sobre Danza en México durante la Época Virreynal para la Revista CAIRON de la Universidad de Alcalá de Henares, España; y en varias ocasiones entregué artículos para World Dance Alliance. 

Maestro Alan Stark, usted ha dedicado una gran parte de su vida, al estudio de una disciplina no común ni corriente, que en muchos casos no ha contado con el aprecio y la importancia que merece. Podría aclararnos ¿por qué le fascinó esta rama del conocimiento cultural? ¿qué lo movió a la investigación y cuáles han sido sus más grandes compensaciones a tantísimo esfuerzo de investigación, trabajo teórico y práctico de la Danza del Renacimiento hasta el Barroco? 

“Cuando miro para atrás, veo tantos momentos emocionantes con nuevos descubrimientos, con aportaciones de colegas en otros países que me han ofrecido su apoyo y me acuerdo de los distintos cursos cuando los alumnos han disfrutado de esta diferente manera de acercarse a la danza. Tanto en México como en el extranjero, he gozado con las reacciones del público en mis conferencias y presentaciones de esas maravillosas danzas de época. Agradezco toda la información que he logrado reunir que fue un regalo para mí pero algo que he podido ofrecer al público en general y a los muchos alumnos que han participado en mis cursos. Actualmente, tengo un nuevo reto. Estoy enseñando a una generación de jóvenes quienes espero puedan ser la nueva generación de investigadores para que toda la investigación que hemos manejado durante tantos años.       

09
Feb
08

El nacimiento del infierno

107.jpg   

“El Infierno o el nacimiento de la clínica es mostrar cómo nace la mirada clínica. Cómo cambiamos en algún momento de la historia. La mirada sobre el cuerpo cambia y por lo tanto se establece una nueva relación con la enfermedad, una relación positivista, basada en la anatomía descriptiva, mucho más de la mirada y relación, aunque sea una perogrullada, mucho más científica, y una relación en que la persona y la enfermedad se empiezan a relacionar de modo distinto”.  Rubén Ortiz

  María Teresa Adalid  

Cuando el dolor sobrepasa los límites soportables, lo más saludable, paradójicamente, es instalarse en las fronteras de la evasión, en el limbo entre la cordura y esa realidad laberíntica y desquiciante que los insulsos temen tocar. De ahí que el hombre deje por un momento su condición terrenal y se acerque peligrosamente a una naturaleza esquizoide como el resultado de la mutación del cuerpo humano como materia, al sufrimiento como conciencia metafísica. Tales son los argumentos para esta documentación escénica que Rubén Ortiz disecciona junto con su equipo de trabajo, los ezquizoides: Diana Cardona, Verónica Colín, Gabriela Delgado, Elizabeth Espejo, Fernanda Manzo, Raúl Mendoza, Jorge Palafox, Esperanza Sánchez y Alam Sarmiento.    

  

El Infierno o Nacimiento de la Clínica La comedia humana Parte I  

Foucault cuestionó el tratamiento de la medicina y sus protagonistas, ¿a partir de qué comenzaste a concebir tu propio entramado de la Clínica? 

Sobre el espíritu de Foucaul de indagar en por qué nos comportamos como nos comportamos, él describe cómo nos comportamos y trata de no juzgar nunca, ni de decir qué es lo mejor. Así somos, así nos comportamos y por qué. No estamos destinados a la clínica médica científica, pareciera que estamos destinados a ver el cuerpo desde la anatomía descriptiva pero en realidad la manera en que vemos la medicina y la enfermedad es una construcción mental social que nos hemos hecho y comprado. Debe de haber muchas maneras de imaginarse al cuerpo y relacionarse con la enfermedad, -hay que inventarlas-, lo que hace Foucault es simplemente decir, así es como llegamos a esto, ya cada quien decidirá si quiere ver otras maneras… ¿cómo nos curamos? ¿qué relación tenemos con la enfermedad y con la salud en este país?, ¿quién cura?. Foucault es el detonador de las preguntas y quien estructura la tetralogía. El espíritu es preguntarnos: ¿cómo vivimos ahora?, ¿cómo es que llegamos a vivir así?, ¿existen modos de vida que inventar?   

La Clínica a partir de la columna de colaboración

La clínica debe de ser una composición en colaboración con gente de teatro y con quien no tenga nada que ver con él. Ricardo Díaz, Héctor Bourges, Eugenia Vargas, Claudia Cabrera (miradas clínicas) entregaron su colaboración teatral, cada uno hizo un performance dentro de las instalaciones de la UNAM para tomarlas como inspiración y llevarlas al teatro. Ellos funcionan como otro tipo de creación que rebota la mía, me dan otras vías de entrada, metodologías y convenciones para entrar al tema. Yo también realicé un performance en la Facultad de Medicina; otros más me entregaron piezas que funcionan dentro de la obra y Mariana Gruener, la fotógrafa, me dio una instalación que aparece al final y las fotos que están durante la puesta. No hay un dramaturgo que escriba sino que los documentos se encuentran ahí flotando; otra colaboración proviene de los actores. Finamente el cuerpo de cada espectador decidirá con qué se identifica y con qué se proyecta.  

¿Que tan difícil es aterrizar el proyecto con la espacialidad y dimensiones de un Foro Sor Juana?

Otra de las colaboraciones es el espacio, que no funciona como una escenografía que ilustra sino como algo que nos hace perder el control, el espacio no ilustra las escenas, nosotros nos adecuamos a él, es un mirador, un anfiteatro, lo que hizo Edyta Rzewuska (escenografía e iluminación) es vernos trabajar y ponernos en problemas, el espacio al principio se volvió muy problemático en cuestiones funcionales y tuvimos que ver la necesidad de adaptarnos a él. Yo tenía un espacio vacío y al no tenerlo, todo se vuelve obstáculo, pero también motor para imaginar nuevos modos de acercar a escena. La obra que yo dirigí, ya no se parece a lo que resulta el espacio, y eso me parece atractivo, trabajo sobre la idea de no sé que es lo que va a seguir, me gusta que se vuelva una cosa más compleja y por lo tanto más interesante. 

Muchos elementos con connotaciones implícitas y diversos discursos dentro de un reducido espacio. ¿Cómo conectas todo los elementos en la unicidad de la lectura?  

Algo importante con respecto a los objetos en el teatro convencional, es que tendrían que funcionar como símbolos de algo, sale una paloma y es la paz. Aquí los objetos tienen que funcionar por lo que son, por la manera en que se insertan en el cuerpo, por la manera en que le provocan acciones y reacciones al cuerpo y como tú lo dijiste, porque ya un elemento tiene una historia, por eso no hay que sobre ilustrar, no tenemos que simbolizar nada, aparece una coca y todos ya tienen una idea. Lo importante es saber dónde va a aparecer, en qué momento, no es igual que aparezca al principio, que después. No es igual que aparezca sobre un cuerpo sano a que aparezca en un cuerpo que ha pasado por un proceso de tensión. El problema no es simbólico, hay que encontrar su momento en la naturaleza de las acciones. Tenemos una plancha y lo que interesa es que el cuerpo produce calor y afecta a otro cuerpo, hay un paño rojo y la forma queda de corazón, cuando hablamos de eso, no es un símbolo, pero la gente inmediatamente lo simboliza y al respecto del actor que se envuelve en plásticos y se cuelga de arriba, se trata de hacer lo mismo con los objetos y el cuerpo en su composición sometiéndolo a estímulos imaginarios. Nosotros desimbolizamos y dejamos que el cuerpo muestre sus propias reacciones; es algo que los artistas plásticos conocen porque trabajan sobre la propia materialidad. Un cuerpo está lleno de raza, sexo y cultura. En esta obra yo envuelvo con plástico a un mexicano, pero si envolviera a un indígena, otra cosa pasaría, o a un negro, no es el caso, pero los cuerpo ya significan solos, ya tienen un potencial de imaginación solamente hay que inventar cómo someterlos a alguna presión o estímulos… (risas) 

¿Tu experimentación tiene límites o todo está permitido?

Todo está permitido en la medida de que el único límite es la estupidez o ignorancia, que se muestre el prejuicio está bien. Si los actores traen propuestas en que se inyectan y se envuelven en plásticos, yo lo someto a la presión escénica a ver si son eficaces y a la vez les doy una significación, por ejemplo si un actor trae en su ejercicio, una botella de agua, me parece más interesante que sea una botella de coca, son pequeños deslizamientos basados en sus propuestas. No debe de haber ningún límite, porque es el dolor es el que marca los límites, entonces, ¡vamos a pasarnos del límite!, de hecho, se quedó en lo menos escatológico y lo menos provocador… 

¿Y la hibridez? 

Los cuerpos son híbridos, no hay nada más enfermo que la raza pura, yo tengo algo de árabe, africano, judío, mexicano, español, mi lenguaje me lo heredó Alfonso décimo, el sabio pero tiene muchas cosas de Nezahualcóyotl, pero cuando pienso en los orígenes de la cultura pienso en Grecia. Los artistas nos muestran siempre que estamos hechos de muchas cosas, y es cuando para mí, empieza la salud porque es cuando podemos jugar. Si tengo diversas piezas puedo jugar, si tengo sólo una, se reducen mis posibilidades.  

Los personajes se relacionan de manera agresiva y a veces anteponiendo su distancia sin estar apartados en esencia, ¿la lectura tiende más a lo viceral y la purga, más que a lo intelectual? 

Se trata de hacer pasar a los cuerpos y al espectador por una experiencia aunque la distancia física esté. Se trata de abolir la distancia sin dramatizar, porque cuando lo haces, salen los lugares comunes. Nadie sabe qué es la tristeza, está compuesta de un montón de cosas, pero en cuanto la llamas tristeza ya rompiste con eso, es un lugar común. Se trata de mostrarla con toda su complejidad, dolor y alegrías, porque también las tendrá…si el espectador tiene la experiencia de la tristeza, es muy diferente de tener el concepto tristeza. Margules, por ejemplo, era muy puntual con los actores, está el odio, pero detrás de eso, hay una tristeza que proviene de cierto abandono, pero con un cierto grado de esperanza; cada nota suya respecto a un personaje eran verdaderos tratados de la sensación, y los actores, lo sabían, por eso actuaban de manera tan compleja, en ese sentido me siento del lado de lo que hacía Margules y el espectador simpatiza con eso. Me ha gustado mucho ver salir corriendo a la gente viceralmente embrutecida directo al baño, o una señora gritando afuera en el lobby: “Esto es de muy mal gusto, esto es de muy mal gusto, ¿cómo lo permiten?”… 

¿Ése era el propósito?

Me gusta, no era el propósito. El propósito es que sientan, cuando lo logras, el paso siguiente es la reflexión, no es un melodrama donde supuestamente sientes pero todo queda en paz, hay que sentir y la reflexión -porque somos occidentales-, viene después, ya lo hacemos, eso ya no tiene sentido buscarlo. Además el público tiene que tomarse el derecho de salirse cuando quiera, yo no tengo el menor problema con eso, si se salen, que bueno que se salgan, el público no es un rehén, quiero que el público opte, elija.  

¿Cuáles son los planes para consumar la Tetralogía? 

La segunda parte, es curiosamente la parte 0, el limbo, el cual vamos a estrenar en Portland, la última semana de septiembre con los grupos Hand 2 Mouth y el Teatro Milagros. La parte 3, es el purgatorio, que, si sigo a Foucault debe de llamarse “vigilar y castigar”, esta vez quiero experimentar la eficacia de un teatro político en el sentido más ideológico y viejito. ¿Qué acciones se han hecho en Latinoamérica que han resultado eficaces para crear una nueva comunidad?, ¿qué artistas han empezado acciones en la calle que los ciudadanos terminan?, ¿qué acción puede poner a accionar a unos ciudadanos como en la Ciudad de México, tan pasiva y tan poco interesada en participar en una acción conjunta?, ¿cuánto tiempo?, ¿de qué envergadura?, ¿sobre qué tema?, ¿cómo llevarla a cabo?, investigaré de cómo llegar a esa acción. Para lograrlo, lo haré en muchos lugares, en plazas, bancos, centros comerciales, casas, donde está la gente, por dos razones, la primera es porque metodológicamente siento que eso es lo que sigue, y porque no voy a esperar otra vez a que el lado de la suerte me de un teatro; si no me lo dan, no lo necesito, porque lo hacemos donde nos caiga y si las instituciones no lo entienden, o prefieren proteger otros intereses está bien, digo, mal por ello, y me da coraje, porque también pago impuestos, pero si creen que la Compañía de Teatro es lo que se debe de hacer,  y si se parece al Comédie Française y no a la Bochum Alemana, ni modo, eso habla de un  teatro que prefiere a Luis de Tavira por encima de gente mucho más interesante, ni modo. Sólo podemos generar acciones que hagan comunión por un tiempo muy frágil, ya no hay acciones utópicas, hay acciones donde nos conjuntamos por una hora, eso nos lleva a la siguiente acción… El paraíso, siguiendo a Foucault, se llamaría “el uso de los placeres” que la única base que conozco es pura poesía mexicana, porque me gusta mucho la imagen de un actor leyendo poesía y que me la pueda decir, me provoca un gran placer, va a tener placer y comida (risas de los presentes) El infierno o el Nacimiento de la Clinica se presenta en el Foro Sor Juana Inés de la Cruz los Viernes/20:00 hrs., sábado/19:00 hrs. y domingo/18:00 hrs hasta el 9 de marzo del 2008. Inteligencia y sensibilidad en la experiencia escénica.